Ventana v8.0

Junta de Gobierno aprueba recorte de 151 millones a presupuesto de Inmujeres

La Junta de Gobierno del Instituto Nacional de las Mujeres (InMujeres) aprobó este miércoles una reducción a su presupuesto en 151 millones de pesos, en una reunión virtual a la que se presentó incluso la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, y el subsecretario de Salud encargado de la respuesta a la pandemia de COVID-19, Hugo López-Gatell.

Este ajuste, motivado por medidas de austeridad para tener recuros extraordinarios para atender la emergencia sanitaria, se aprueba un día después de que el presidente Andrés Manuel López Obrador dijera en su conferencia matutina que no habría recortes a la atención a la violencia contra las mujeres y que la Secretaría de Gobernación (Segob) informó horas después que se garantizaban los recursos para programas con ese objetivo.

La reducción aprobada este miércoles no es para programas, sino en los capítulos 2000 y 3000 que marca el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF), de materiales y suministros, y servicios generales, respectivamente. Un recorte ordenado para toda la Administración Pública Federal desde mayo pasado, pero que en el caso del Inmujeres, al ser un organismo público descentralizado y no sectorizado, no se aplica en automático, sino que tiene que ser aprobado por su Junta de Gobierno.

En la Junta hay representantes de secretarías de Estado, 8 integrantes de un consejo consultivo (de perfiles académicos y técnicos) y 8 de un consejo social (provenientes de sociedad civil).

Para convencer a los presentes de aprobar el recorte, López-Gatell —que fue de los primeros en hablar para después irse a dar la conferencia diaria sobre COVID-19— dijo que está consciente de que las más afectadas con la situación actual y con peores condiciones de pobreza son las mujeres, pero pidió apoyar al instituto, según contó una fuente presente en la reunión a Animal Político.

Sánchez Cordero comentó que ni la autodenominada Cuarta Transformación ni ningún país se esperaba vivir una crisis económica derivada de una pandemia, y que el gobierno está haciendo lo más que puede hacer con lo menos, por lo que apelaba a su comprensión y solidaridad y pedía al Inmujeres encontrar la manera de hacer lo mismo con menos dinero.

También habló el subsecretario de Derechos Humanos de Segob, Alejandro Encinas, que insistió en que están en diálogo permanente con la Secretaría de Hacienda para garantizar el presupuesto a estos temas. Sobre el recorte a las Alertas de Violencia de Género, que motivó la polémica que llegó hasta la conferencia del presidente, Encinas comentó que había sido un error y que la Comisión para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) no debió firmar los oficios notificando que le quitaban recursos a siete estados.

Incluso estuvo presente en la reunión la senadora de Morena Malú Micher, reconocida feminista, que pidió un voto de confianza esperando que el próximo año se pueda reacomodar todo el presupuesto.

Al final, la reducción de presupuesto fue aprobada por solo 3 votos: hubo 13 a favor, 10 en contra y 3 abstenciones. Casi todas las integrantes del Consejo Social votaron en contra, menos las representantes de Chiapas y Baja California, de acuerdo con la fuente consultada.

Además de este recorte, Hacienda tiene reservados otros 460 millones de pesos que pertenecen al capítulo 4000, de subsidios y ayudas, y que hasta ahora no han sido entregados a los estados.

Información de Itxaro Arteta / Animal Político

A %d blogueros les gusta esto: